Saltar al contenido
Portada » Blog » Siendo Efectivos al Tocar Puertas

Siendo Efectivos al Tocar Puertas

Traducido con permiso de los hermanos de House to House, Heart to Heart, por Marlon Retana
El artículo original, en inglés, se encuentra en este enlace.


Para algunos, tocar puertas es la respuesta a todos nuestros problemas. Para otros, tocar puertas es el problema. La verdad está en algún lugar entre estos dos puntos de vista extremos. Sin duda alguna, el listado del Cielo está lleno de aquellos a quienes se les enseñó el Evangelio debido al toque de una puerta. Mi familia ha sido parte de algunas de estas bendecidas ocasiones y ha aprendido algunos consejos prácticos que nos gustaría transmitir.

El objetivo de este artículo es ir más allá del entrenamiento estándar de ser respetuoso, alejarse un poco de la puerta, y nunca dejar una mala impresión.

En primer lugar, el tener algo en la mano para formar un puente entre el contacto frío y usted es esencial. ¿Por qué no entregar a mano una edición de “De Casa a Casa, de Corazón a Corazón” (CAC)? Después de enviarlo por correo por un período de tiempo, los destinatarios comenzarán a reconocerlo e incluso esperan con ansias. Personalmente hemos participado en varias conversiones mediante el uso de CAC de esta manera. Estas son algunas respuestas que hemos recibido. 

  1. “¡Ustedes no son Testigos de Jehová! ¡Ustedes son de “De Casa a Casa”, entren!”
  2. “¡Oh, nos encanta CAC, y, de hecho, soy la secretaria de la Iglesia Metodista, y la colocamos en nuestro boletín de la iglesia!”
  3. “¿Eres de la iglesia de Cristo? Crecí yendo, pero no lo he hecho en más de 30 años”.
  4. “Estoy tan contenta de que hayas venido, ya que he estado orando esta mañana para que Dios enviara a alguien que me ayude.”

¡Nunca sabe a quién encontrará detrás de una puerta!

Otra herramienta de conexión es el uso del programa “New Movers” (Recién Mudados). La mayoría de las congregaciones no son completamente conscientes de que CAC tiene acceso a todos los que se mudan a su área. Por $5 cada mes y $1 por dirección, podemos enviar dos invitaciones especiales para que vayan y adoren con usted. Si agrega a estos correos una visita personal, aumenta en gran medida su oportunidad de crear un contacto. Prepare una cesta “Recién Mudados” llena de artículos de limpieza y otros artículos prácticos necesarios como resultado de una mudanza. Ahora bien, al tocar a la puerta, sea usted quien tiende el puente. Esta cálida cesta de bienvenida puede ser justo lo que necesitaban para hacer su primera visita. Recuerde, ¡la gente es más receptiva a cambiar de iglesia cuando se muda!

Además, entregar folletos, DVD’s, y otros “obsequios gratuitos” a la puerta en lugar de a través del correo es mucho más eficaz. Recientemente, recibimos una solicitud por literatura gratuita. Nicole y yo entregamos el material a mano. Se necesitaron varios intentos de encontrar a alguien en casa. Este toque de una puerta ha llevado a tres bautismos, y prospectos adicionales todavía están resultando en Jacksonville.

En segundo lugar, el estar preparados con una respuesta (estrategia) convertirá el contacto frío en un prospecto de estudio bíblico. Uno de los mayores errores que cometemos en la puerta es presionar demasiado fuerte y tener expectativas poco realistas. Las conversiones de puerta fría son muy raras. El tocar a la puerta y el dispositivo de tender puentes están diseñados para cultivar el suelo, no para plantar la semilla. Aquí hay algunas cosas que puede decir en la puerta:

  1. “¿Podemos volver y traerle información adicional?”
  2. “¿Podemos volver y ver que tal le parecieron estos obsequios?”

En tercer lugar, cultive la relación con una invitación para almorzar o cenar en su casa. Las comidas proporcionan un ambiente cómodo y agradable para preparar el suelo para la semilla. Este es un momento en el que la información personal se intercambia y recopila libremente. El matrimonio, los hijos, los antecedentes religiosos y otros detalles comenzarán a surgir. Invítelos al servicio de adoración o a estudiar la Biblia. Una simple visita le permite agregarlos a la lista de tarjetas de Compasión. La iglesia ahora puede llenarlos con amor y ayudar a ablandar el corazón.

En cuarto y último lugar, haga una pregunta sencilla: “¿Podríamos pasar algún tiempo hablando sobre la iglesia de Cristo en (el nombre de su congregación)?” A esto llamamos el estudio bíblico. A estas alturas, se ha ganado el derecho de preguntar, ¡y la respuesta debería ser sí! Esté preparado con un método como “Volver a la Biblia” y ¡llevarlos pacientemente a la cruz! Recuerde, el estudio bíblico es la clave para la conversión y no la conversación amistosa o la literatura que deja.

Tal vez usted ha tenido una mala experiencia en la puerta. Por favor, no se desanime. Jesús dijo que los campos están blancos para la siega (Juan 4:35). Al tocar puertas no encontrará a todos, pero encontrará algunos. Hacer que tocar puertas sea su única estrategia evangelística es imprudente. Hacer que tocar puertas sea uno de los muchos alcances evangelísticos es sabio y ganará almas para Cristo (Proverbios 11:30).

Este artículo ha sido visto | This article has been viewed:

1 vista

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: